El Open Compute Project prepara nuevas tecnologías para la próxima década

  • Noticias y Actualidad

Open_Compute_Project

Los responsables del Open Compute Project han anunciado que durante la próxima década van a trabajar en el desarrollo de nuevas tecnologías para abordar los retos que afrontan los centros de datos modernos. Los nuevos grupos de trabajo se enfocarán en empaquetado de silicio de código abierto, en estándares para la integración de dispositivos ópticos en las instalaciones, tecnologías específicas para las aplicaciones de IA y nuevos sistemas de refrigeración, redes y racks.

El concepto de tecnologías de código abierto está expandiéndose en la industria de los centros de datos gracias a iniciativas como el Open Compute Project. Esta organización aglutina a numerosos socios tecnológicos que trabajan conjuntamente para desarrollar soluciones de código abierto que permitan mejorar el rendimiento y la eficiencia de los centros de datos, sin recurrir a tecnologías propietarias. En los últimos tiempos han logrado expandir su presencia en la industria datacenter, gracias a las importantes aportaciones de sus socios y a la labor de sus diferentes grupos de trabajo. Tras una década de trabajo, en la que han logrado grandes éxitos han anunciado sus objetivos para los próximos diez años, que tratarán de abordar los retos del futuro.

Rebecca Weekly, actual presidenta del OCP ha descrito esta nueva etapa como OCP 2.0, y ha explicado que su organización va a trabajar en varios campos que serán clave para la industria tecnológica y especialmente para los centros de datos en los próximos años. A partir de ahora dedicarán nuevos recursos a desarrollar tecnologías de empaquetado de silicio de código abierto y estándares para la integración de dispositivos ópticos en las instalaciones. Además, estudiarán en profundidad las particularidades de las aplicaciones de inteligencia artificial y seguirán fomentando la estandarización de tecnologías para optimizar los sistemas de refrigeración, la conectividad de red y los racks.

Los desarrollos del Open Compute Project se centran especialmente en los centros de datos hiperescala, siguiendo con los esfuerzos iniciales de sus fundadores (Facebook), que buscaban maneras de mejorar el rendimiento, la eficiencia y el control de costos en los centros de datos más grandes. Con estos nuevos objetivos seguirá buscando soluciones a los nuevos problemas que enfrenta la industria, que provienen del avance de nuevas tecnologías en los entornos como la nube, donde prolifera el uso de aplicaciones como la IA.

Con “Open Silicon” buscarán soluciones para el empaquetado conjunto que permitan a los operadores montar plataformas de referencia rápidamente. En el ámbito de la inteligencia artificial y el aprendizaje automático trabajarán en la creación de estándares para entrenar la IA a escala y hacerla más ubicua. Y en el campo de la refrigeración quieren impulsar nuevas especificaciones para sistemas de inmersión y placa fría, que mejoren la eficiencia de los sistemas que se utilizan actualmente en los centros hiperescala.

En palabras de Weekly, “este viaje de evolución de la estrategia y los objetivos de OCP con el marco OCP 2.0 es emocionante. Cambiar el enfoque de nuestra comunidad no solo para abordar nuestras necesidades actuales del mercado, sino también para ayudar a impulsar el futuro de la innovación de hardware de código abierto es fundamental para el éxito de la industria de la tecnología de la información en general”.