Nueva oposición contra el proyecto de centro de datos flotante de Irlanda

  • Noticias y Actualidad

Nautilus Datacenter Flotante

Aunque ya se había dado el visto bueno al proyecto de centro de datos flotante propuesto para el puerto irlandés de Limerick, un partido político local ha presentado nuevas objeciones a su construcción. Su oposición se basa en que consideran a estas instalaciones como un vampiro energético insostenible para una región que podría perder la generación de energía proveniente de gas natural licuado.

Tras muchas vicisitudes, en 2019 el proyecto de la firma Nautilus para construir un centro de datos flotante en el puerto irlandés de Limerick recibió el visto bueno provisional del gobierno del país. Pero a nivel local existe una importante oposición, que ahora se ha visto reforzada por la delegación local del partido People Before Profit (PBP). Recientemente han protestado contra este proyecto porque consideran que el consumo de energía de este centro de datos pondrá en riesgo la disponibilidad en la red de suministro de la zona.

Cian Prendiville, representante de este partido en Limerick, afirma que las instalaciones ejercerían demasiada presión sobre el suministro de electricidad de la ciudad y proporcionaría pocos puestos de trabajo permanentes. Por su parte, la firma Nautilus ha dicho que generarán 100 puestos de trabajo durante la construcción que van a iniciar próximamente, y después ofrecerán 25 puestos de trabajo permanentes, lo que para la oposición local no es significativo.

Esto se produce en medio de la complicada situación energética que está viviendo el país. Por un lado, los precios de la electricidad están aumentando dramáticamente. Por otro, las autoridades de planificación irlandesas han retrasado su decisión sobre si se aprobará o no el proyecto de planta generadora de energía a partir de Gas Natural Licuado (GNL) cerca de Limerick.

Mientras tanto, Nautilus ha dicho que sus instalaciones estarán listas en unos 18 meses tras el inicio de las obras, y ha recibido el apoyo financiero necesario para acometer las obras, incluyendo una contribución de 5 millones de dólares por parte del Fondo de Inversión Estratégica de Irlanda. Esta ayuda contribuirá a sufragar los gastos totales del proyecto, estimados en 39 millones de dólares.

Este proyecto promete ofrecer una solución de centros de datos altamente eficiente que aprovecha el agua del puerto para la refrigeración de los equipos, y ya ha demostrado sus capacidades en un proyecto piloto que se construyó en California, y en otro que se instaló posteriormente en las costas de Maine. Aunque la oposición se está haciendo fuerte en Limerick, se espera que las obras comiencen como estaba previsto.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador Synology