Tres tendencias de almacenamiento empresarial para 2022

  • Noticias y Actualidad

centro de datos_datacenter

El crecimiento constante de los datos continúa impulsando el mercado de almacenamiento y en 2022 las prioridades de las empresas girarán en torno a varias tendencias que están ganando peso. Entre ellas está la creciente preocupación por la seguridad de TI, la disponibilidad de los datos y la mayor complejidad que generan las infraestructuras híbridas.

La digitalización está impulsando la creación de datos en todo el mundo y las empresas se enfrentan a constantes retos para almacenar la información vital para el negocio. El crecimiento y la diversificación de la infraestructura TI plantea nuevos desafíos en materia de seguridad y disponibilidad a las organizaciones, y los expertos de Spectra Logic señalan tres tendencias principales en el ámbito del almacenamiento de cara a este año.

David Trachy, director sénior de mercados emergentes en esta firma tecnológica destaca que la seguridad de TI seguirá siendo una prioridad en 2022, debido a la proliferación de ataques de ransomware que se ha producido el año pasado. Esta modalidad de ciberdelincuencia está obligando a las empresas a cambiar de enfoque para proteger sus sistemas ante el secuestro y el robo de datos, y este año buscarán nuevas soluciones y métodos para blindar su infraestructura de almacenamiento.

A lo largo de este año se verá un incremento en el uso de tecnologías como el cifrado, las instantáneas activadas y basadas en el tiempo para el almacenamiento inmutable, la identificación multifactor, las opciones de replicación y el incremento del espacio de aire entre los entornos físico y virtual.

Por su parte, Betsy Doughty, vicepresidenta de marketing corporativo de Spectra Locig, destaca dos tendencias fundamentales. La primera es la priorización de la disponibilidad de datos, que se ha convertido en un factor clave para garantizar el trabajo remoto. Prevé que este año las organizaciones seguirán buscando formas de integrar la nube en sus estrategias de TI para lograr una disponibilidad de baja latencia, aumentando el uso de soluciones de administración de datos distribuidas que proporcionen ubicuidad y acceso universal a los datos.

Esto permitirá disponer sin problemas de la información alojada en múltiples sitios y múltiples nubes garantizando la eficiencia de los flujos de trabajo. Al integrar el almacenamiento local con los diferentes servicios en la nube en un único espacio las empresas ganarán en agilidad, flexibilidad y accesibilidad a todos los datos que maneja la organización.

La segunda tendencia que destaca Doughty es la proliferación de las arquitecturas de TI híbridas, ya que muchas empresas están combinando el almacenamiento local y en la nube, en vez de subir todos sus datos a servicios cloud. Esto permite a las organizaciones con un gran volumen de datos almacenados tener un mayor control sobre los datos críticos y cumplir mejor con las regulaciones de soberanía de datos, gobernanza y protección de la privacidad. Esto es especialmente crítico para los gobiernos, las empresas de vehículos autónomos y las dedicadas a la computación de alto rendimiento, que trabajan con grandes conjuntos de datos, que no pueden almacenar completamente en la nube debido al elevado costo.

Doughty señala que la disponibilidad de soluciones distribuidas de gestión de datos de múltiples nubes permitirá a las organizaciones mantener algunos datos en las instalaciones para el control y el cumplimiento, y otros en la nube para garantizar los servicios y el funcionamiento de las aplicaciones basadas en la nube. Por ello, cree que este año el progreso de las infraestructuras híbridas permitirá a las empresas escoger dónde almacenar sus datos a la vez que mejorar la protección y la disponibilidad de los datos, con independencia de su ubicación física.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador Western Digital