Nuevo récord de velocidad en la transmisión de datos por fibra óptica

  • Noticias y Actualidad

Velocidad

Investigadores japoneses han logrado alcanzar un nuevo récord en la velocidad de transmisión de datos a través de redes de fibra, llegando a 319 Terabits por segundo en una distancia de 3.000 kilómetros. Esto permitirá dar un gran salto en la velocidad de las redes de interconexión globales, acelerando las comunicaciones entre centros de datos distantes y la velocidad de acceso a Internet.

La tecnología de fibra óptica ha permitid construir redes de interconexión global de alta velocidad, imprescindibles para la expansión de las redes de datos públicas y privadas. El año pasado los ingenieros del University College de Londres (UCL) establecieron un nuevo récord de velocidad a través de fibra óptica, llegando a 178 Terabits por segundo, que superó de largo el anterior límite de 512 Gbps conseguido en 2012. Ahora, dos ingenieros del Instituto Nacional de Tecnología de la información y las Comunicaciones (NICT) de Japón ha toto de nuevo el anterior récord, logrando llegar a 319 Terabits por segundo a lo largo de una distancia de 3.001 kilómetros.

En su anuncio, explican que han construido “un sistema de transmisión de larga distancia alrededor de una fibra óptica de 4 núcleos con un diámetro de revestimiento estándar para explotar un ancho de banda de transmisión más amplio de >120 nm en las bandas S, C y L”. Para ello han aprovechado la tecnología de multiplexación por división de longitud de onda (WDM), y una combinación de tecnología de amplificación óptica para permitir la transmisión a largo alcance de 552 canales WDM de 1.487,8 nm a 1.608,33 nm.

Este gran aumento de velocidad sigue demostrando que la fibra óptica todavía tiene margen de evolución para seguir siendo la tecnología fundamental de las redes de datos globales. A pesar de que 5G y las tecnologías de transmisión inalámbrica satelital prometen grandes avances en la conectividad, el corazón de las redes sigue siendo la vasta red de cables de fibra óptica que enlazan los principales nodos de interconexión repartidos por la geografía de todo el mundo.

Los ingenieros del NICT dicen que continuarán desarrollando sistemas de transmisión de banda ancha y larga distancia, y explorarán nuevas formas de seguir aumentando la capacidad de transmisión de fibras multinúcleo de bajo número de núcleos, y otras tecnologías SDM de nueva generación, que servirán para incrementar la capacidad de los cables terrestres y submarinos. Además, están muy enfocados precisamente en superar los límites de capacidad en las líneas de alta distancia empleadas para los cables transoceánicos.