Proponen instalar un datacenter en una futura planta de gas fracturado en Irlanda

  • Noticias y Actualidad

datacenter hiperescala

Una empresa estadounidense dedicada al gas obtenido por facturación hidráulica propone instalar un centro de datos en una planta irlandesa de conversión de gas. Con ello quieren mantener sus operaciones, después de que las autoridades irlandesas hayan vetado la recepción y el uso de este tipo de gas, a medida que la empresa lleva a cabo una supuesta transición energética hacia el uso de hidrógeno.

La empresa estadounidense New Fortress Energy quiere revitalizar sus planes de instalación de una planta de conversión de gas proveniente de la fracturación hidráulica situada en Shannon, Irlanda. Esto sucede después de que las autoridades del país, siguiendo la tónica general de la Unión Europea, haya dicho que no al uso de este tipo de gas. Ante esta negativa, la empresa ha propuesto una transición energética hacia el hidrógeno como fuente de energía, y mientras se lleva a cabo este cambio de rumbo, se construiría una instalación que proporcionaría enfriamiento a un centro de datos, reduciendo así la huella de carbono a la vez que se proporcionan servicios digitales desde la propia planta a usuarios externos.

Este proyecto presenta grandes similitudes con otro que se ha iniciado en un país asiático, donde ya se ha dado el visto bueno a la construcción de un centro de datos en una planta de gas, aprovechando el excedente de frío que se genera en los proceso de conversión del gas licuado a una forma explotable, lo que reduce al mínimo el consumo energético en los proceso de enfriamiento de equipos, que es una de las operaciones que más energía consume en un centro de datos.

Los planes que ha propuesto esta empresa implican un proceso de 10 años hasta el cambio al hidrógeno, y están ejerciendo presión con este valor añadido al los 650 millones de euros que costaría la construcción de esta planta en las costas irlandesas. En este tiempo esperan que la compañía logre “eliminar completamente” las emisiones de carbono, un compromiso muy ambicioso para una compañía que quiere convertirse en el líder mundial en generación de energía libre de emisiones.

Por el momento, continúan poniendo en valor las supuestas ventajas del gras obtenido por fracturación hidráulica, aduciendo que es un proceso más limpio que los vinculados al petróleo o el carbón, pero estos argumentos no convencen a una Europa cada vez más libre de las fuentes de energía contaminantes y no renovables. Los representantes de la empresa dicen en su web que “hoy, modernizamos la infraestructura energética en los países emergentes, suministrando un combustible más limpio y asequible: el gas natural. Mañana, nuestro objetivo es proporcionar energía sin carbono en forma de hidrógeno verde”.

Esta es la respuesta a la negativa inicial del Tribunal Superior de Irlanda del permiso para construir la planta de Shannon, que data de 2020, y que tuvo en cuenta la oposición de los activistas medioambientales del país. En su día, el ministro de Medio ambiente de Irlanda, Eamon Ryan, dijo que “no sería apropiado permitir o continuar con el desarrollo de ninguna terminal de GNL en Irlanda, incluido el proyecto Shannon LNG”. Aunque, según informan desde el diario Times, el gobierno irlandés no tiene autoridad legal para impedir el uso del gas licuado proveniente de fracturación hidráulica.

Por su parte, la compañía pone en valor la creación de 270 puestos de trabajo durante el proceso de construcción de la primera fase de la planta, que tendrá un coste de 650 millones de euros. En un comunicado reciente han dicho que “el desarrollo ocuparía 100 acres del sitio de 600 acres y el plan maestro del sitio anticipa el desarrollo de un campus de centro de datos importante con hasta ocho salas de datos que crearía hasta 400 puestos de trabajo adicionales a largo plazo”. Por ahora no está claro si realmente se llevará a cabo este proyecto, ya que diez años son muchos y las autoridades irlandesas no están a favor del uso de gas provenientes de estos procesos, denunciados como altamente contaminantes e intrusivos con el medio ambiente por organizaciones medioambientales y expertos de diversos campos.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar las páginas de nuestro colaborador NetApp.