Estados Unidos presenta una nueva ley para incentivar la fabricación de chips

  • Noticias y Actualidad

Semiconductor_Intel_Chip_CPU_Nehalem

La conocida como ley FABS ha sido presentada esta semana ante el senado estadounidense, y pretende establecer grandes incentivos para estimular la inversión en la industria de semiconductores de Estados Unidos. La más destacada es la creación de un crédito fiscal a la inversión en la industria, que tiene como objetivo impulsar el gasto privado en las empresas que se dedican a fabricar memoria, procesadores y otros semiconductores imprescindibles para la informática moderna.

Las principales organizaciones que representan a la industria norteamericana de semiconductores han mostrado su apoyo esta semana a la nueva ley que ha sido presentada en el senado de Estados Unidos. La llamada Ley de Facilitación de Semiconductores Construidos en Estados Unidos (FABS) pretende incentivar las inversiones privadas en empresas e infraestructuras nacionales vinculadas a la fabricación de chips, y cuenta con el apoyo de ambos partidos, y también de los principales representantes de la industria nacional. 

Como informan desde la Asociación de la Industria de Semiconductores (SIA), esta nueva ley supondrá un antes y un después para el sector, ya que los inversores privados encontrarán mucho más atractivo invertir en la fabricación de semiconductores. Esto se logrará con la creación de un crédito fiscal a la inversión en las empresas dedicadas a la investigación, desarrollo y fabricación de semiconductores. Esta regulación viene a apoyar a otras medidas con las que el gobierno quiere potenciar su industria para recuperar el liderazgo en la industria, como la Ley de Innnovación y Competencia de los Estados Unidos (USICA).

En palabras de Bob Bruggeworth, presidente y director ejecutivo de Qorvo, y presidente de la junta directiva de la SIA en 2021, “los semiconductores forman la base de las tecnologías que impulsan la economía, la seguridad nacional y la infraestructura crítica de Estados Unidos. La aprobación del Senado la semana pasada de la financiación para la producción e innovación de chips nacionales en USICA marcó un importante paso adelante, y la Ley FABS se basaría en ese impulso y ayudaría a garantizar que EEUU pueda satisfacer la fuerte demanda mundial de semiconductores y mantener el liderazgo en tecnologías críticas”. 

Y, desde su posición como representantes de la industria, hace un llamamiento al Congreso para que apruebe esta nueva ley lo antes posible, así como la financiación para las disposiciones de investigación y fabricación de semiconductores que establece la Ley CHIPS. Con ello quieren evitar que Estados Unidos continúe perdiendo peso en el ranking mundial de una industria que se está convirtiendo en una parte fundamental de la economía y cuyos productos tienen un peso cada vez mayor en la competitividad de las empresas.

Según una investigación de la SIA y Boston Consulting Group, la pérdida de liderazgo que viene sufriendo Estados Unidos se puede relacionar directamente con las políticas de estímulo que han ido lanzando sus competidores en otros países. Esto les ha permitido seguir evolucionando en campos como la I+D y las nuevas tecnologías de fabricación de chips, que ahora son la base del mercado de las tecnologías más modernas. Y, ante la gran debilidad que ha mostrado la cadena de suministro de chips actual, que depende demasiado de productores de unos pocos países, Estados Unidos quiere reconstruir una industria que hasta ahora ha ido delegando la fabricación de sus productos en países donde resulta más barato producir, pero que no ofrecen las mismas garantías de suministro, y podrían alinearse más con sus competidores en otros países.

Por su parte, John Neuffer, presidente y director ejecutivo de SIA, “impulsar la fabricación y la investigación de chips nacionales mantendrá a Estados Unidos en la cima de los semiconductores, que sustentan las tecnologías revolucionarias de hoy y de mañana”. Por ello, alaba la labor de los senadores que están impulsando la aprobación de esta ley y espera que desde la SIA puedan “trabajar con el Congreso y la administración Biden para fortalecer la producción e investigación de chips nacionales, que son fundamentales para la creación de trabajo la mejora de la defensa nacional, la construcción de infraestructura y de cadenas de suministro de semiconductores en Estados Unidos”.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar las páginas de nuestro colaborador NetApp.