El mercado de memoria NAND Flash seguirá creciendo en los próximos años

  • Noticias y Actualidad

SK Hynix_3D NAND_flash_Chip

La paulatina recuperación económica y la aceleración de la transformación digital en los principales mercados beneficiará a la industria de memoria NAND Flash, que en los próximos años crecerá de forma saludable. Aunque probablemente se producirán fluctuaciones en la demanda, los expertos pronostican que entre 2020 y 2025 el valor del mercado continuará creciendo a una CAGR del 15%, alcanzando unos 86.000 millones de dólares para final del período.

Desde el año 2019 el mercado de memora NAND Flash se ha enfrentado a numerosas dificultades, primero una fuerte erosión de precios por la sobreoferta que se produjo hace dos años. Después, la recuperación de los precios prevista para 2020 se vio dificultada en varias etapas por la cambiante situación de la economía mundial a causa de la pandemia. Además, han entrado en juego nuevos proveedores y nuevas tecnologías que han diversificado más el mercado, qua se ha visto afectado por la escasez de controladores para unidades de almacenamiento NAND Flash.

Pero, en general, el período 2020-2025 ha comenzado con mejores perspectivas que en 2019, y los expertos están esperanzados por las oportunidades que surgirán en los próximos años. Según la última investigación realizada por la firma Yole Développement, los ingresos del mercado NAND flash aumentarán a una CAGR del 15% en este período, animados por la digitalización y la mejora de la economía. Aunque reconocen que esta mejoría podría ser mucho mayor si no hubiese la grave escasez de chips actual, y si no se estuviese recrudeciendo la guerra comercial entre Estados Unidos y China, donde han surgido dos empresas pujantes, con tecnologías capaces de competir con los fabricantes tradicionales.

En general, los analistas destacan que los ingresos combinados de DRAM y NAND Flash crecieron un 15% con respecto a 2019, alcanzando unos 122.000 millones de dólares. Esto se debe al impulso de ventas de ordenadores portátiles, unidades SSD, servidores y, en menor medida, smartphones y vehículos dotados de chips de memoria. Y a partir de 2021 se espera que la reactivación del mercado de servidores y de infraestructuras TI para centros de datos empresariales tengan un impacto positivo en el mercado. Asimismo, para mediados del período 2020-2026 se espera que la escasez de chips se haya mitigado, y los analistas de Yole prevén un aumento significativo de las aplicaciones automotrices.

En su informe destacan algunos hitos que se han producido en 2020, en medio de la pandemia, cuando los principales fabricantes de memoria 3D NAND han aumentado la producción de chips de la nueva generación 1xxL. Al mismo tiempo, la interfaz de memoria de los procesadores se ha acelerado, y se va a propagar el estándar PCI Express 4.0, lo que impulsará la demanda de diferentes soluciones de almacenamiento de estado sólido que pueden aprovechar el mayor ancho de banda para el almacenamiento SSD.

A nivel de la industria, los expertos de Yole destacan los imortantes movimientos qe se han producido en la industria, como la adquisición de la división NAND Flash de Intel por el gigante coreano de la memoria SK Hynix, que va a reforzar su posición en el mercado NAND Flash con productos destinados tanto a consumidores como a empresas, y a fabricantes de diferentes equipos de alto nivel, tanto PC como servidores.

El doctor Simone Bertolazzi, analista senior de tecnología y mercado en Yole Développement, uno de los autores del informe Status of the Memory Industry, edición 2021, comenta que “en la actual era de escasez de semiconductores, la industria de unidades de almacenamiento se enfrenta a una escasez de controladores SSD y otros subcomponentes NAND, lo que genera incertidumbre en la cadena de suministro y ejerce presión sobre los ASP”. Destaca las consecuencias que está teniendo para el mercado la interrupción de la fábrica de Samsung en Austin (Texas), que fabrica controladores NAND para los discos SSD, y que ya está afectando a los precios de los SSD, especialmente a los segmentos de PC y dispositivos móviles.

Atendiendo al historial de la industria en los últimos dos años, y teniendo en cuenta que las fábricas de muchas marcas importantes están a casi el máximo de su capacidad para hacer frente a la demanda incesante, cabe esperar que se produzcan incidentes similares que también puedan elevar los precios. En cualquier caso, el futuro es brillante para el mercado de memoria, que en los próximos podrá sacar partido del hambre constante de capacidad de almacenamiento y del progreso de las aplicaciones de alto consumo de datos.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar las páginas de nuestro colaborador NetApp.