El mercado de equipos de red crecerá lentamente este año

  • Noticias y Actualidad

Centro de datos

La debilidad de las ventas durante el último trimestre de 2019 anticipó lo que se está viviendo durante este trimestre, y la previsible contención de los pedidos de cara al segundo cuarto del año. IDC pronostica que la complicada situación de la cadena de suministro tecnológica seguirá afectando al mercado de conmutadores y routers ethernet, a pesar de los pedidos de los clientes de centros de datos.

Los datos proporcionados por el rastreador trimestral de IDC para el mercado de equipos de red ethernet corroboran las cifras publicadas por otras organizaciones dedicadas al seguimiento del mercado, que mostraron una contracción de las ventas durante el cuarto trimestre del año. Concretamente, los ingresos del segmento de switches ethernet descendieron un 2,1% año a año hasta los 7.600 millones de dólares y, como consecuencia, el año se cerró con un crecimiento anual de solo el 2,3% (2.800 millones).

Por su parte, el mercado de routers ethernet empresariales y para proveedores de servicios (SP) vio reducidos sus ingresos en un 7,7%, bajando hasta los 4.200 millones de dólares. Así, las cifras finales de 2019 fueron de un aumento marginal del 0,4%, quedando en 15.500 millones de dólares. Esto es un anticipo de lo que los expertos prevén para la primera mitad de 2020, cuando no solo se espera que continúe la debilidad del mercado, sino que se prevé una posible contracción mayor a la de finales del año pasado.

En opinión de Rohit Mehra, vicepresidente de Infraestructura de red en IDC, “los mercados de conmutadores y enrutadores Ethernet mostraron debilidad en el último trimestre de 2019, impulsados por una variedad de factores. Los problemas macroeconómicos continuaron impactando la economía global desde la guerra comercial en curso entre los Estados Unidos y China hasta la creciente claridad sobre el Brexit”. Y señaló que el avance del coronavirus no les lelva a pensar que el mercado no se recuperará durante la primera mitad de 2020.

Aunque Mehra quiso señalar que “a pesar de estos vientos en contra, las empresas siguen priorizando las inversiones en plataformas digitales para transformar sus negocios y mantener el ritmo de los competidores, lo que en última instancia continuará aumentando el gasto en el mercado de redes a largo plazo”. Así, ciertas tendencias, como el aumento en el uso de plataformas de trabajo remoto, impulsarán la venta de servidores para los centros de datos empresariales y de la nube, lo que a su vez podría impactar positivamente en las ventas de conmutadores y switches Ethernet, aunque no será a corto plazo.