Aumenta el inventario de materiales para la fabricación de semiconductores

  • Noticias y Actualidad

Silicon Chips

Los distribuidores de componentes básicos para la fabricación de semiconductores informan de que los proveedores chinos y taiwaneses de chips están haciendo acopio de materiales. Con ello quieren preparar su inventario frente al aumento de demanda que se prevé para cuando la pandemia del coronavirus se vaya ralentizando.

Según están informando desde diversas fuentes, algunas importantes empresas de la industria de semiconductores están incrementando la compra de los recursos base para la fabricación de circuitos integrados, lo que está incrementando bastante los ingresos de proveedores de materiales. Esto abarca desde obleas de silicio a materiales para el empaquetamiento de los chips, que está viendo un importante aumento de las ventas durante los dos primeros meses de 2020, y se espera que esta tendencia se prolongue durante marzo y parte del segundo trimestre.

Las compañías como Topco Scientific han informado a los medios de comunicación orientales de un inusitado aumento del 24,81% en los ingresos entre enero y febrero, y atribuyen esta mejoría al crecimiento de envíos de obleas de silicio a China y Taiwán. Otro ejemplo es la compañía Niching Industrial, que en este mismo período ha registrado un aumento de los ingresos del 12,43%. Ambas empresas son un ejemplo de la situación en que se ve inmersa la cadena de suministro de semiconductores, que abarca tanto los productos de silicio como otros materiales empleados en la fabricación y empaquetado de chips.

Según informan desde estas empresas, la estrategia de los fabricantes de chips de memoria, optoelectrónica y otras categorías de semiconductores quieren acumular inventario de materiales para poder cubrir el repunte de la demanda que se prevé para cuando cese la pandemia. Y se prevé que los siguientes eslabones en la cadena de suministro de semiconductores como los procesadores o la memoria, por ejemplo, fabricantes de módulos DRAM y de discos SSD, hagan acopio de chips en sus inventarios.

Aunque esto probablemente no se dará con la misma intensidad, ya que los proveedores de estos componentes no quieren volver a la situación de sobreoferta vivida durante casi todo el año pasado, que les acabó obligando a bajar peligrosamente los precios. En cualquier caso, se prevé que, tras un tiempo de varios meses, en el que las principales economías se libren del temor a la propagación del virus, la cadena de suministro de semicondutores se reactivará, impulsada por una demanda importante, que habría estado conteniéndose en los primeros meses del año.