El sobredimensionamiento de la nube aumenta los gastos

  • Noticias y Actualidad

nube cloud

Uno de los grandes problemas de los servicios en la nube es que la mayoría de clientes acaba contratando más recursos de los que necesita, y acaban incurriendo en un sobrecoste importante. Esta práctica tan extendida ha llevado a que casi la mitad del gasto de la nube se deba a esos recursos infrautilizados, que perjudican mucho el ROI de los clientes de la nube.

Cuando una organización contrata servicios específicos en la nube, como es el caso del almacenamiento o la computación, muchas veces no se basa en un cálculo ajustado de lo que verdaderamente va a necesitar. En cambio, la práctica generalizada es sobredimensionar la capacidad contratada para no quedarse cortos, pero la realidad es que en la mayoría de los casos se tiende a pagar por mucho más de lo que se consume.

A consecuencia de ello, según muchos expertos, un alto porcentaje de los gastos de las empresas en la nube corresponden a recursos que realmente no se utilizan. Esto supone un grave problema de ineficiencia que genera importantes gastos a las organizaciones, y que a la vez reduce el ROI de la inversión en la nube. El caso es especialmente importante en el área de desarrollo de software, ya que suelen ampliarse los recursos para cada nueva aplicación, y muchas veces se hace de forma desmesurada.

Para mitigar este problema muchos proveedores ofrecen servicios de asesoría a sus clientes, con el fin de que sepan lo que necesitan. Pero la realidad es que la mayoría no ajusta su oferta, sino que acaba recomendando sobredimensionar los recursos contratados para “curarse en salud”. Para expertos como los de Gartner, hasta un 35% del gasto mundial en la nube corresponde a recursos que no se necesitan. Durante el año pasado la cifra habría sido de 12.000 millones de euros, una cifra que según Gartner podría crecer hasta 20.000 millones para 2021.

Según otras estimaciones, hasta un 44% de los gastos de la nube se deberían a recursos no utilizados. Y la incapacidad de cancelar la contratación de dichos recursos está generando unos costes de unos 8.000 millones de euros anuales. Aunque, teniendo en cuenta que para muchas organizaciones es muy difícil planificar los recursos que realmente necesitan sin quedarse cortas, el sobredimensionamiento es un problema que no va a terminarse a corto plazo.

Sobre todo cuando las personas encargadas de la contratación de servicios no son expertas en la materia, lo que los lleva a incurrir en gastos excesivos. Además, a esto se suma que muchos proveedores de computación en la nube ofrecen una información poco clara sobre las políticas de precios, ya sea por tiempo, por volumen o por una combinación de ambos.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas para las empresas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador HPE.