Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Buenas perspectivas para los fabricantes de semiconductores en 2020

  • Noticias y Actualidad

Silicon Chips

Tras una segunda mitad de 2019 en la que los fabricantes de semiconductores han experimentado un crecimiento de los pedidos, 2020 se plantea como un buen año para la industria. Así, las empresas de China y Taiwán han incrementado su CAPEX para suplir las necesidades de una cadena de suministro en la que se está incrementando la demanda de clientes como los centros de datos.

Los fabricantes de equipos de semiconductores se están preparando para un buen comienzo de 2020, gracias a que la industria tecnológica en general está aumentando la demanda de productos como la memoria, los procesadores y numerosas categorías de circuitos integrados. Además de la ya previsible recuperación de los mercados de memoria, se prevé un importante incremento de la demanda de componentes para vehículos conectados y diferentes categorías de dispositivos 5G e IoT, tanto de consumo como de uso profesional.

Así, los principales proveedores de equipos para la fabricación de semiconductores están incrementando su gasto de capital para hacer frente a los pedidos que están realizando los fabricantes de componentes. Estos, a su vez, continúan realizando nuevos pedidos para soportar las previsiones de demanda de cara al primer y segundo trimestre de 2020, cuando se prevé un crecimiento sustancial de diferentes mercados tecnológicos clave.

Mientras tanto, los fabricantes del sudeste asiático continúan trasladando sus líneas de producción fuera de China, a la vez que continúan manteniendo parte de sus negocios en con la incipiente industria del país, para no perder posiciones en los pujantes mercados chinos de tecnología. Una de las industrias que más influencia está teniendo en los pedidos que están moviendo toda la cadena de suministro es la de centros de datos, en la que está comenzando a recuperarse el gasto de capital para la expansión y construcción de nuevas instalaciones.

Esto está generando un estímulo creciente en la demanda de componentes como servidores, plataformas de almacenamiento y componentes de red para centros de datos. Y, a su vez, en procesadores, memoria DRAM y memoria NAND, ya que las empresas están apostando cada vez más por el almacenamiento de estado sólido para proporcionar más rendimiento a las instalaciones, de cara al uso de aplicaciones intensivas en datos, como la IA, el Big Data o la analítica en tiempo real.

Todo ello va a repercutir positivamente en los ingresos de los proveedores de tecnología para centros de datos, y en los fabricantes de componentes para sus productos, trasladándose a lo largo de toda la cadena de suministro. Y tendrá un impacto especialmente importante en las empresas asiáticas, que son proveedores de tecnologías para fabricantes, ensambladores y proveedores de todo el mundo.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas para las empresas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador HPE.