Islandia contará con un nuevo centro de datos alimentado por hidrógeno

  • Noticias y Actualidad

HPE Centro de datos

Una compañía de centros de datos se ha aliado con el suministrador eléctrico nacional de Islandia para implementar celdas de combustible de hidrógeno como sustituto de los tradicionales sistemas de respaldo. Este es el primer proyecto de esta naturaleza en el país y constituye un paso más hacia la transición energética del sector en la isla.

La industria datacenter está buscando soluciones más ecológicas que puedan sustituir a los tradicionales sistemas de suministro de energía de respaldo, basados generalmente en UPS con baterías y generadores de emergencia de combustible. Una de las alternativas que han surgido en los últimos años son las celdas de combustible de hidrógeno, que se consideran más ecológicas, y que poco a poco están encontrando su lugar en el sector, de la mano de operadores volcados en el cambio a la sostenibilidad.

Uno de los últimos ejemplos es el protagonizado por la el proveedor de soluciones sostenibles para centros de datos Verne Global, que ha iniciado una colaboración con Landsvirkjun, la compañía eléctrica nacional de Islandia, para instalar celdas de combustible de hidrógeno en su campus de centros de datos en el país. Con este proyecto, el primero de su clase en la isla, quieren dar un paso más en la transición hacia fuentes de energía verdes.

El campus ocupa más de 160.000 metros cuadrados y se ha diseñado desde cero para proporcionar servicios de centros de datos altamente especializados para clientes que necesitan ejecutar cargas de trabajo de alta intensidad de cómputo. Esto abarca la inteligencia artificial, aprendizaje automático, computación de alto rendimiento (HPC) y otras cargas de supercomputación.

Las instalaciones emplean energía 100% renovable de la red islandesa, cuya estabilidad permite ofrecer una gran visibilidad de precios a largo plazo para los clientes, y gracias al frío clima del país se logra una refrigeración gratuita durante todo el año. Y, con la inclusión de las celdas de combustible de hidrógeno se cierra el círculo de las energías verdes en todas las operaciones del centro de datos, incluyendo las situaciones de emergencia.

El proyecto será supervisado por la firma Icelandic New Energy, involucrada desde hace más de dos décadas en la transición energética del hidrógeno en el país. Además, elaborará un estudio de viabilidad que servirá como orientación a otros actores de la industria de centros de datos que estén interesados en adoptar esta tecnología en el país.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador Synology