Robots móviles para realizar tareas de inspección en fábricas de chips

  • Noticias y Actualidad

GlobalFoundries - Spot Robot- Boston Dynamics

Una importante fundición de semiconductores ha comenzado a probar los perros robóticos Spot para realizar inspecciones en una de sus fábricas de obleas de 200 mm. Estas máquinas ya han demostrado su utilidad en trabajos similares en los centros de datos, y ahora podrían entrar a formar parte de la industria de chips, ayudando a automatizar ciertas tareas, más allá de la vigilancia de las instalaciones.

La fundición GlobalFoundries ha lanzado un vídeo en el que explica que está probando los perros robot Spot de Boston Dynamics en su fábrica de semiconductores de Burlington, en Vermont, en la que produce obleas de 200 mm. Estos versátiles robots pueden equiparse con diferentes sensores y sistemas de posicionamiento que permiten su movimiento de forma autónoma por las instalaciones. Además, en este proyecto la fundición se ha aliado con la empresa de inteligencia artificial Levatas para diseñar software para la inspección térmica y la lectura de indicadores en la fábrica.

En este vídeo, Samantha Garrison, responsable de automatización de GlobalFoundries, comenta que en su fábrica tienen muchos equipos con un ciclo de vida largo y una velocidad de cambio lenta. No les resulta económico sensorizar cada equipo en instalaciones tan grandes, y han optado por utilizar robots móviles y un conjunto de sensores en ubicaciones fijas, que podría simplificar enormemente la automatización de ciertas inspecciones. En sus pruebas han utilizado estos robots para leer indicadores y controles de temperatura externa de los equipos, y transmitir alertas a los equipos de instalación en caso necesario.

Dan Zuba, del departamento de Desarrollo y Crecimiento Comercial de Levatas, explica que “Spot tiene una inteligencia atlética increíble... pero no sabe necesariamente lo que está mirando. Podemos entrenar a Spot para saber qué está mirando y luego tomar decisiones basadas en esas alertas”. Esto permite detectar rápidamente posibles problemas o anticipar la necesidad de cambiar determinados componentes para que la maquinaria siga funcionando sin interrupciones imprevistas.

Por el momento no han aclarado si fruto de estas pruebas adquirirán finalmente estos robots en concreto. Pero, como comenta Adrian Plouffe, ingeniero de fabricación y automatización de GlobalFoundries, “esos datos nos darán la oportunidad de planificar mejor el tiempo de mantenimiento y tiempo de inactividad y, con suerte, también evitar eventos de desecho”. Por el momento, Garrison ha alabado la capacidad de estos robots y el software basado en aprendizaje automático para garantizar el funcionamiento de la fábrica, lo que puede ayudar a reducir los costes y los problemas derivados del mantenimiento.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador Synology