Recomendaciones para impulsar la industria de chips en la Unión Europea

  • Noticias y Actualidad

Fundicion Semiconductor - GlobalFoundries - Fab1-Dresden

La organización SEMI ha enviado una serie de recomendaciones a la Comisión Europea para aumentar la resiliencia y la competitividad en la industria regional de semiconductores. El enfoque que proponen sus expertos se basa en establecer una estrategia de fabricación de chips a largo plazo y en desarrollar regulaciones enfocadas a apoyar la innovación en esta industria, como ya están haciendo en otros países, como Estados Unidos.

A raíz de la crisis global de semiconductores la Unión Europea se ha planteado seriamente reforzar la industria de fabricación de chips dentro de la UE, con el fin de reducir su dependencia de mercados extranjeros, que actualmente no son capaces de satisfacer la demanda europea. Hasta el momento se han puesto en marcha algunas medidas, pero los responsables de la organización SEMI, representantes de la industria, han emitido una serie de recomendaciones a la Comisión Europea para que aumenten la resiliencia y competitividad de un sector que en Europa no está tan desarrollado como en otras latitudes.

Los representantes de SEMI han destacado la necesidad de que Europa refuerce su ecosistema de microelectrónica a través de una estrategia de fabricación de chips a largo plazo, con una mayor visión de futuro. También aconsejan que se desarrollen regulaciones enfocadas a fomentar la innovación en el sector, y consideran que la clave para que esta estrategia tenga éxito es contar con una red global de proveedores y con asociaciones estratégicas más sólidas que las actuales.

Laith Altimime, presidente de SEMI Europa, dice en su propuesta que “los semiconductores deben permanecer en el centro de las ambiciones industriales y tecnológicas de Europa. Con el lanzamiento de la Alianza Industrial sobre Procesadores y Tecnologías de Semiconductores y el anuncio de la Ley Europea de CHIPS, Europa ha dado un paso fundamental para garantizar la resiliencia de la cadena de suministro y la competitividad futura de su ecosistema microelectrónico”.

Pero considera que estos pasos iniciales son solo la base sobre la que construir un ecosistema tecnológico de semiconductores lo suficientemente robusto como para abordar la demanda de otras industrias en el futuro. Estas iniciativas son importantes de cara a obtener financiación, proveedores y otros miembros de la red que conforma el ecosistema de semiconductores europea, y las recomendaciones que han emitido desde SEMI tienen como objetivo aprovechar la posición estratégica de Europa en a electrónica integrada para convertir a la región en un centro global de excelencia tecnológica y liderazgo en la innovación.

En el ámbito de la fabricación aconsejan ampliar la capacidad de producción de semiconductores, centrándose inicialmente en las necesidades del mercado europeo par mantener el liderazgo de las industrias de la región. Además, recomiendan dar más impulso al liderazgo de Europa en la estandarización internacional de tecnologías de fabricación inteligente, consolidando su posición de cara al futuro. Y apoyar la introducción de estrategias de economía circular en la fabricación de chips.

Dentro del ámbito de la investigación e innovación, desde SEMI recomindan crear hojas de ruta paneuropeas de investigación, desarrollo e innovación para tecnologías avanzadas de semiconductores. Asimismo, aconsejan crear un Observatorio Europeo de Innovación en Tecnologías de Semiconductores, mejorar la protección de los datos colectivos de I+D europeos, y crear un Fondo Europeo de Semiconductores para ayudar a escalar la capacidad europea de innovación en este campo tecnológico.

Por otro lado, de cara a mejorar las condiciones de la cadena de suministro, SEMI recomienda fomentar el intercambio de mejores prácticas y enfoques para mitigar los riesgos futuros de la cadena de suministro. Y desarrollar estrategias comunes para asegurar la fortaleza de esta cadena, incluyendo el suministro de los equipos, materiales y materias primas fundamentales para la fabricación de chips.

Por último, SEMI pone énfasis en la necesidad de aprovechar el Pacto de Habilidades para la microelectrónica como base para impulsar el desarrollo de talento en materias propias de la industria de semiconductores y microelectrónica dentro de la UE. Y también promover el desarrollo y la movilidad de los trabajadores para mejorar el acceso a la experiencia tecnológica internacional.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador Western Digital