Algunas categorías de memoria DRAM comienzan a incrementar su precio

  • Noticias y Actualidad

placas_memorias_1

Tras unos meses de caída constante de los ASP de la memoria, en el mes de noviembre ciertas categorías de DRAM han comenzado a mostrar signos de recuperación de su valor. Se trata de ciertos segmentos muy concretos, pero ayudarán a mejorar la situación general de un mercado afectado por la sobreoferta desde mediados de año.

Tras el veloz crecimiento del mercado de memoria en las primeras etapas de la pandemia, causado por el aumento de ventas de servidores en el mercado de infraestructuras para la nube, los propios fabricantes han provocado una situación de sobreoferta que está afectando a los precios. No es que la demanda haya descendido de forma muy pronunciada, sino que los proveedores han incrementado la producción en exceso. La consecuencia ha sido una importante depreciación de los módulos de memoria DRAM que ha afectado bastante a la industria.

Medio año después, en el mes de noviembre, los precios de contrato de los productos convencionales de memoria han logrado mantenerse estables tras detener su caída en octubre, como explican los expertos de TrendForce en su último informe. Pero, además, afirman que los precios de productos de baja densidad, incluyendo DDR2 y DDR3 de 1, 2 y 4 Gigabytes han comenzado a recuperarse. Atribuyen este comportamiento a un ajuste realizado en el lado de la oferta, y a que los módulos DDR3 de 4 Gb han experimentado un aumento en la demanda.

Gran parte de esto se debe, en opinión de estos analistas, a que hay pocos proveedores que fabriquen módulos de baja densidad para aplicaciones especializadas. Pero también a que los proveedores de Taiwán lograron aumentar los ASP de los chips DDR3 de 2 Gb en un 1% desde el mes de octubre, compensando la disminución del suministro de los dos principales proveedores coreanos, que lideran la industria.

Los analistas de TrendForce pronostican que se va a producir un rebote de los precios para los productos DRAM especiales, de baja densidad, y de los que se venden a clientes medianos y pequeños. Esto se deberá de nuevo a que los líderes (Samsung y SK Hynix), mantendrán previsiblemente el recorte de producción establecido el mes pasado. Esto derivará parte de las ventas previstas para los próximos meses a los proveedores taiwaneses como Winbond, ESMT y Etron, que lograrán capitalizar la demanda de estos productos más específicos. Por ejemplo, para dotar de memoria a televisores digitales, decodificadores, routers WiFi 6 y otros productos que incorporan este tipo de chips de memoria.

Mientras tanto, los expertos creen que la debilidad el mercado de servidores seguirá afectando a la industria, ya que llevará más tiempo del previsto consumir el inventario existente ahora mismo, lo que permitirá equilibrar mejor la oferta y demanda, haciendo subir los precios. En TrendFroce señalan que los chips DDR4 de 8 Gb se emplean sobre todo en los módulos DRAM de servidor y en algunos segmentos de PC, pero no en los que más están creciendo a raíz de la pandemia.

Pero las perspectivas para el primer trimestre de 2021 son algo más positivas, y los expertos creen que es probable que los principales proveedores de servicios en la nube incrementen sus pedidos de servidores y módulos DRAM de servidor en los primeros meses del año. Esto tendría un impacto directo en el mercado general de memoria DRAM, que podría lograr un aumento de los ASP y de ingresos generales, gracias a este crecimiento de pedidos.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador Western Digital