Microscopía de barrido multimodo para mejorar los cabezales de grabación HAMR

  • Noticias y Actualidad

HDD SMR_Western Digital_Disco duro_2

Un equipo de investigadores de Western Digital y de la Universidad de Minnesota han desarrollado una técnica para mejorar el estudio de los cabezales de grabación empleados en el sistema HAMR. Mediante tecnologías de microscopía de barrido multimodo han podido estudiar a escala nanométrica las estructuras y materiales empleados en los cabezales ópticos y magnéticos, encontrando datos reveladores.

A medida que la tecnología de grabación magnética se miniaturiza más para incrementar la densidad de área se hace más difícil mejorar la precisión en los procesos de fabricación y analizar a fondo el funcionamiento de los sistemas para seguir mejorándolos. Un ejemplo es la tecnología de Grabación Magnética Asistida por Calor (HAMR), en la que se emplean cabezajes ópticos y magnéticos que trabajan a la vez para permitir el registro de datos en áreas mucho más pequeñas.

Los fabricantes de esta tecnología emplean sistemas de microscopía de barrido para estudiar el comportamiento de los campos electromagnéticos que intervienen en estos procesos, afinando su tecnología para seguir evolucionándola. Para lograrlo han invertido en el desarrollo de estos sistemas, que ya son capaces de sondear estructuras y dispositivos complejos con una resolución de escala nanométrica. Y los han personalizado para aplicarlos a los sistemas de medición industriales, creando un sistema simultáneo y multimétodo que puede estudiar el funcionamiento y las fallas en los dispositivos HAMR.

Ahora, un equipo de investigadores de la Universidad de Minnesota y del fabricante de discos duros Western Digital ha aplicado estos avances para desarrollar un dispositivo que emplea diferentes técnicas de microscopía de sonda de barrido para analizar el funcionamiento y las características de los cabezales de grabación HAMR. Este sistema combina la microscopía de fuerza atómica con microscopía óptica de campo cercano de barrido de dispersión, microscopía de fuerza magnética y microscopía de fuerza fotoinducida.

En sus experimentos han demostrado cómo los campos ópticos y magnéticos se superponen en los cabezales que han fabricado hasta ahora, un efecto necesario para la grabación magnética asistida por calor. Y con los métodos de microscopía de fuerza atómica multimétodo han determinado una fuerte concordancia entre los campos ópticos y magnéticos, y su ubicación en los cabezales de grabación. Esto permitirá seguir mejorando los diseños y las técnicas de fabricación de los cabezales para discos HAMR, que se han convertido en una de las mejores opciones para el almacenamiento de grandes volúmenes de datos.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador Western Digital