Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Nuevo factor de forma para los SSD empresariales de nueva generación

  • Noticias y Actualidad

Samsung v6 ssd

Las plataformas de almacenamiento empresariales de nueva generación aprovecharán los nuevos estándares, interfaces y protocolos de comunicación para proporcionar nuevas cotas de rendimiento. Un ejemplo es el nuevo factor de forma EDSFF E3.S, diseñado desde cero para sacar el máximo partido de los estándares NVMe y PCIe 5.0, que en los próximos años dominarán la industria.

Aunque todavía queda un tiempo para que PCI Express 5.0 se establezca como el estándar dominante de la industria informática, las especificaciones ya están disponibles para que los fabricantes puedan diseñar dispositivos compatibles. Pero no solo se trata de la tecnología de conexión, sino que estos avances están propiciando la aparición de nuevos factores de forma más modernos, pensados para aprovechar mejor el espacio en los centros de datos, mejorando a su vez el rendimiento general.

Un ejemplo es EDSFF E3.S, el nuevo factor de forma lanzado por Kioxia para los centros de datos y las plataformas de almacenamiento empresarial, que se postula como una de las principales opciones para la industria de cara a los próximos años. Esta misma semana el fabricante ha realizado la puesta de largo este estándar, poniendo en valor su capacidad para aprovechar el rendimiento superior de PCIe 5.0 y NVMe en estos entornos. Concretamente, ha anunciado que ha logrado la estandarización por el Grupo de Trabajo Técnico de SNIA SFF TA, que ha corroborado sus prestaciones.

Las muestras que han puesto a disposición de esta entidad ha sido prototipos montados en bastidores de formato 2U, en las que se pueden instalar hasta 48 unidades SSD con factor de forma E3.S. Según comentan los representantes de Kioxia,a raíz de este lanzamiento, su propuesta está dirigida a los centros de datos de la nube y a los clientes empresariales interesados en el desarrollo de arquitecturas TI basadas en PCI Express 5.0, pensando especialmente en la nube y en el borde.

Las características que definen este nuevo estándar son una mejor gestión del espacio dedicado a los discos SSD con un conector estandarizado, todo ello diseñado desde cero para proporcionar el máximo rendimiento, la mayor estabilidad en el suministro eléctrico  y una mayor flexibilidad para diseñar matrices y otros dispositivos de almacenamiento. Por el momento, las muestras puestas a disposición de la industria se basan en PCIe 4.0 y NVMe 1.4 de l serie CM6, en un facto de forma de 2,5”, y sus creadores les atribuyen un rendimiento un 35% mayor que sus predecesores.

A falta de corroborar las pruebas, desde Kioxia anticipan una serie de mejoras en este formato, que son una mayor eficiencia para densidades mayores de almacenamiento, reduciendo la huella TI, compatibilidad con PCIe 5.0 y más allá con una mayor integridad de señal, mejoras térmicas y de enfriamiento, los consabidos beneficios del factor de forma de 2,5” para la construcción de sistemas y la capacidad para trabajar en configuraciones de PCIe 8x, que habilitan más ancho de banda para la comunicación con la CPU.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas para las empresas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador HPE.