Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Oportunidades de mercado para la memoria de próxima generación

  • Noticias y Actualidad

Intel optane ssd

Según los expertos de TrendForce, los formatos de memoria de próxima generación, como 3D XPoint, MRAM, PRAM o RRAM encontrarán nuevas oportunidades en el mercado profesional a partir de 2020. Cuando sobrevenga la recuperación de precios de los formatos de memoria convencionales DRAM y NAND Flash los clientes encontrarán más razones para apostar por estas tecnologías de más rendimiento.

El mercado de memoria DRAM y NAND está viviendo una época de precios bajos y alta competitividad, pero los expertos opinan que a partir de principios de 2020 comenzará a recuperarse, y la memoria subirá de precio en ambos segmentos. Al mismo tiempo, los fabricantes de estas tecnologías se enfrentan a una dificultad creciente para incrementar su rendimiento, un campo clave para diferentes entornos informáticos de alto consumo de datos, como la nube, la supercomputación y las infraestructuras dedicadas a aplicaciones de alta exigencia, por ejemplo el machine learning o la analítica a tiempo real.

Aquí es donde entran en juego las tecnologías de memoria de nueva generación, como 3D Xpoint, MRAM, RRAM o PRAM, que prometen una mayor velocidad, tanto en el almacenamiento de datos como para la funcionar como memoria de trabajo. Pero estas arquitecturas, algunas de ellas en fase de desarrollo, son o serán más caras que DRAM o NAND, lo que está limitando su adopción en los sectores de interés.

Aunque esto no frena a los principales fabricantes de memoria, que están invirtiendo en estos nuevos tipos de memoria. Intel fabrica desde hace tiempo sus productos Optane, basados en 3D XPoint, y otras firmas como Samsung o Micron también están invirtiendo en este formato, y en las nuevas MRAM, RRAM o PRAM. El objetivo es conquistar los escalones más altos de la computación de alto rendimiento, y por ejemplo Intel ya está incrementando su participación en estos segmentos de memoria, con productos 3D XPoint para HPC y centros de datos.

El único freno para el avance de estas tecnologías en los mercados de memoria es el precio, pero con la previsible recuperación del mercado de memoria 3D NAND flash, que sucederá a partir de principios de 2020, la diferencia de precios comenzará a reducirse. Por ello, los expertos de TrendForce creen que las nuevas arquitecturas de memoria de próxima generación van a experimentar un repunte de su mercado, tanto en módulos de memoria de trabajo para servidor como en soportes de almacenamiento de máxima velocidad.

Aunque también afirman que existen algunos problemas en cuanto a la normalización y la ampliación, lo que por ahora está centrando el mercado de tecnologías como 3D XPoint en centros de datos hiperescala con diseños altamente personalizados. Pero la proliferación de la inteligencia artificial en diferentes modalidades de infraestructura está elevando los requisitos de computación y acceso a los datos, y por ahora la memoria DRAM y NAND convencional presenta ciertas limitaciones en este campo, a pesar de que DDR4 y NAND flash superan de largo a las anteriores generaciones de memoria y a los discos HDD de mayor rendimiento.

Al mismo tiempo, el sector de los centros de datos está en pleno auge, impulsando el mercado de diferentes segmentos de infraestructura TI, como servidores, memoria y dispositivos de red. Esto se debe al aumento de los centros de datos hiperescala para la nube, grandes consumidores de infraestructura. Según TrendForce, esta modalidad de datacenter está creciendo a una tasa del 13,7% entre 2016 y 2025, cuando alcanzará un total de 1070 instalaciones.

Esta tendencia continuará en los próximos años, aunque estará sujeta a las tradicionales fluctuaciones estacionales y anuales del mercado, que tiene sus ciclos de actualización y que se ve muy afectado por la marcha de la economía global. Actualmente, el mercado de memoria se encuentra en mala situación, ya que los precios aún continúan bajando, por lo que los especialistas de TrendForce opinan que no es buen momento para que los formatos de memoria de nueva generación hagan su entrada masiva en el mercado, y creen que habrá que esperar a que los mercados de memoria de estado sólido tradicionales logren recuperarse de la sobreoferta actual, elevando de nuevo sus precios.

Será entonces, previsiblemente a partir de 2020, cuando estas tecnologías puedan lanzarse al mercado con más fuerza. La excepción sigue siendo Intel, con 3D XPoint, que ya tiene en el mercado productos específicamente diseñados para los centros de datos. Aunque sus ventas son contenidas, continúa desarrollando su tecnología para ampliar sus casos de uso, su compatibilidad con plataformas establecidas y su versatilidad. El resto de memorias aún no se ha hecho un hueco en la industria, pero los fabricantes están desarrollando sus tecnologías a la espera de que sea el momento de lanzarse al mercado.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas para las empresas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar las páginas de nuestros colaboradores: NetAppHuawei y HPE.