Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

Crece el almacenamiento global por el uso de tecnologías inmersivas

  • Noticias y Actualidad

cebit realidad virtual

La realidad virtual y aumentada y los vídeos de 360o van a impulsar la capacidad de almacenamiento de datos en todo el mundo, ya que requieren mucho espacio para los contenidos que alimentan las experiencias inmersivas. En los próximos años estas tecnologías van a popularizarse mucho, lo que obligará a ampliar rápidamente la capacidad de los centros de datos, tanto en las empresas involucradas como en los servicios en la nube.

Algunas de las tecnologías que más impacto van a tener en el sector de los centros de datos son la realidad virtual y aumentada y los vídeos de 360o, que se basan en archivos de gran volumen y requieren un acceso a los datos y una transmisión de máxima velocidad y baja latencia para entregar las imágenes casi en tiempo real. Tras un tiempo en el que su mercado ha avanzado con timidez, la proliferación de casos de uso en las industrias y la reducción de precios de las plataformas de visualización AR/VR van a propiciar una época de gran crecimiento en el mercado de realidad extendida.

Esta tendencia parece estar cobrando fuerza, ya que están surgiendo infinitas posibilidades de aplicación de estas tecnologías en campos más allá del gran consumo y el entretenimiento, como la formación, la atención médica o la industria de fabricación entre otros muchos. Pero estas tecnologías imponen unos requisitos muy elevados en materia de TI, especialmente en el almacenamiento, el procesamiento y la transferencia de datos, ya que una buena experiencia inmersiva depende de la calidad de las imágenes, pero también de la agilidad y baja latencia a la que llegan al usuario.

Esto supone acelerar al máximo el acceso a los contenidos, que ocupan mucho espacio en las plataformas de almacenamiento. Y, con las previsiones de crecimiento que han publicado los principales expertos del sector, la industria del almacenamiento vinculada a las aplicaciones de realidad virtual y aumentada va a tener que invertir enormes recursos para cumplir con los requisitos de nivel de servicio que imponen estas tecnologías inmersivas.

Por un lado, las empresas que distribuyen contenidos AR/VR y vídeos 360o, así como las que quieran implementar estas tecnologías en sus instalaciones, van a tener que ampliar su espacio de almacenamiento y, en muchos casos, mejorar su infraestructura de computación y de comunicaciones de red. Por otro, los proveedores de la nube que ofrezcan servicios vinculados a la realidad virtual también van a tener que seguir el mismo camino, pero a una escala mucho mayor.

Según ciertas voces autorizadas, en los próximos años los centros de datos tendrán que incrementar entre 10 y 20 veces la capacidad de almacenamiento actual para poder alojar el creciente volumen de contenidos inmersivos. Y, al mismo tiempo, deberán adaptar sus plataformas de computación para ofrecer tiempo de respuesta cada vez más rápidos, a medida que crezca la masa de usuarios de AR/VR y vídeos 360o, una tendencia que irá cobrando más y más fuerza en la próxima década. Por ello, los expertos recomiendan a las organizaciones vinculadas a estas tecnologías que vayan preparándose para el futuro, ya que si se produce un crecimiento explosivo (algo que podría suceder) y no están preparados, podrían perder competitividad.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas para las empresas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar la página de nuestro colaborador HPE.