Acepto

COOKIES

Esta web utiliza cookies técnicas, de personalización y de análisis, propias y de terceros, para anónimamente facilitarle la navegación y analizar estadísticas del uso de la web. Obtener más información

El Ayuntamiento de Santander mejora un 85% el ahorro de energía en su centro de datos

  • Noticias y Actualidad

Centro de datos BigTec

Gracias a un nuevo sistema de enfriamiento "free cooling", el centro de datos del Ayuntamiento de Santander aprovechará la climatología cántabra para la refrigeración de sus equipos. Esto le está permitiendo ahorrar hasta un 85% de energía, por lo que el consistorio espera amortizar la inversión en menos de un año.

Los centros de datos generan un gran consumo eléctrico, tanto por el propio uso de los equipos como por sus potentes sistemas de refrigeración, que requiere grandes recursos energéticos. Esto eleva los costes de funcionamiento y mantenimiento, a la vez que aumenta la huella ecológica de carbono generada por estas instalaciones, lo que está llevando a las empresas y operadores de centros de datos a buscar soluciones más eficientes y menos contaminantes.

Un ejemplo de ello está en el centro de datos del Ayuntamiento de Santander, que se ha actualizado con un nuevo sistema de enfriamiento free cooling, que aprovecha el clima frío de Cantabria para bajar la temperatura de los equipos del centro de datos. Esta infraestructura se encuentra en el Ayuntamiento de Santander, en el antiguo edificio de Ribalaygua, que está situado muy cerca de la costa. Gracias a esto, el nuevo sistema de refrigeración puede emplear el frío aire exterior para controlar el exceso de temperatura de los equipos, lo que supone un importante ahorro energético.

Según han informado recientemente fuentes del consistorio, durante el último mes se ha logrado un ahorro del 85% en la factura eléctrica, y con etas cifras esperan poder amortizar la inversión realizada en menos de un año. Pero hay que tener en cuenta que estamos en los meses fríos, por lo que en verano la eficiencia de este sistema será menor. En cualquier caso, esta actualización ha demostrado ya ser un cambio en la buena dirección por parte de los responsables de TI y del propio ayuntamiento, y cabe esperar que otras administraciones opten por soluciones similares.

Además, esta apuesta por la ecología ha permitido deshacerse de los viejos sistemas de refrigeración activa, que empleaban gases contaminantes que podían ser perjudiciales para la capa de ozono. Este tipo de iniciativas se están viendo cada vez más en los centros de datos de todo tipo de organizaciones, desde las empresas más pequeñas hasta los grandes proveedores de servicios en la nube, que están encontrando numerosos beneficios en la utilización de sistemas más pasivos, que aprovechan las ventajas de los climas fríos para reducir la factura de electricidad.

Más información

¿Cuál es el futuro del mercado de almacenamiento? ¿Qué tecnologías son las más adecuadas para las empresas? Si quieres obtener más información sobre un segmento en crecimiento puedes visitar las páginas de nuestros colaboradores: NetApp y Huawei.